Cam México
Fecha:

Resumen

El libro sin palabras y las pulseras de las buenas nuevas usan colores para enseñar la verdad del evangelio. Este consejo te ayuda saber como utilizarlas.

Contenido

El libro sin palabras y las pulseras de las buenas nuevas usan colores para enseñar la verdad del evangelio.

El color oscuro nos recuerda del pecado. Nuestro pecado. Pecado significa todo lo que pensamos, decimos y hacemos que no le agrada a Dios. La Biblia dice en Romanos 3:23 "por cuanto todos pecaron..." Esto significa que toda persona ha pecado sin excepción alguna. Tú y yo somos pecadores. El pecado nos separa de Dios. Pero sabes, Dios proveyó una solución.

El color rojo nos habla de la solución que Dios proveyó. El rojo nos recuerda del color de la sangre. Dios envió a su único Hijo Jesucristo a morir en la cruz por todos nosotros para limpiarnos de toda maldad. Jesús derramó su sangre y murió, pero no se quedó muerto; resucitó al tercer día para probar que Él realmente era Hijo de Dios. 1 Corintios 15:3,4; Romanos 6:23

El color b l a n c o nos recuerda que todos podemos ser limpios del pecado, puros y sin mancha. La Biblia dice en Hechos 10:43 que "todos los que en Él (Jesús) creyeren, recibirán perdón de pecados por su nombre". Cuando creemos en nuestro corazón que Jesucristo murió por nosotros, entonces podemos ser limpios de pecado y también pasamos a ser hijos de Dios. Romanos 5:8

El color verde nos recuerda las plantas. ¿Qué necesitan para crecer?--agua y sol. De la misma forma tu relación con Dios es como una semillita que necesita de cuidados para que crezca, el hablar con Él diariamente (orar), el leer tu Biblia, el decir a otros acerca de Cristo, y el tener comunión con otros cristianos son formas de cuidar nuestra relación con Dios.

El color amarillo nos recuerda del oro. La Biblia dice que en el cielo hay calles de oro. (Apocalipsis 21:21). Cuando confiamos en Jesús como nuestro Salvador, entonces podremos vivir en ese maravilloso lugar como hijos de Dios para siempre.

Nota: Algunas presentación del libro sin palabras o de las pulseras del evangelio empiezan con el color "amarillo" o "dorado" como la meta de cada ser humano. El resto del orden es igual. Otras presentaciones incluyen el color azul después del color blanco, que representa el bautismo en agua.

por Rod & Mayra Fry